jueves, 16 de noviembre de 2017

15 consejos imprescindibles de estilo que toda mujer debería saber



Potencia tu imagen con estos consejos de estilo para fortalecer tu presencia y causar una buena impresión.

Recuerda: el estilo es atemporal y una persona con estilo jamás será víctima de la moda.

Hoy quiero darte 15 consejos imprescindibles de estilo que yo misma hubiera agradecido que alguien hubiera compartido conmigo.


#1. Trabaja tu personalidad

Este punto es vital porque es muy importante trabajar tu interior para poder conseguir expresarlo en tu exterior a través de tu ropa. Lograr la coherencia requiere mucha dedicación.

El estilo hay que encontrarlo y trabajarlo. A veces se necesitan años, porque implica conocerte a ti mismo. Debes confiar en ti, descubrirte y sentirte a gusto contigo mismo. Si no nunca lograrás que digan de ti: "¡Es que todo te queda bien!".


#2. Realza tu propio estilo

Procura no disfrazarte con las "tendencias de moda de la temporada" o copiar el estilo de una celebrity. Es imprescindible que nos identifiquemos con la ropa que llevamos. Marca tu propia personalidad a través de tu vestimenta, diferénciate y hazlo sin miedo al qué dirán. ¡Diviértete! 

Hazte las siguientes preguntas: ¿Las prendas que hay en mi armario comunican mi personalidad? ¿Mi ropa expresa el mensaje que quiero que llegue a los demás sobre mí? ¿Me definen realmente? ¿Doy la imagen que quiero?


#3. Tu cuerpo, tu aliado

Da igual la talla que tengas. Hay ropa que nos queda mejor que otra. Pasa lista a las piezas que te sientan fenomenal. Prueba distintas prendas y ve tachando de tu lista las que no te convenzan. Quédate con aquello que te favorezca y con lo que te sientes cómoda.

Es clave que sepas qué te sienta bien y lo tengas en cuenta cada día. Te ayudará a definir o a fortalecer tu estilo. Y no perderás horas y horas delante del espejo.


#4. Busca el equilibrio, siempre

Para irradiar belleza, una mujer debe estar equilibrada. Y para irradiar estilo, una mujer debe exteriorizar esa armonía. Transforma tu look buscando la armonía. Juega con los colores. ¿Combinan entre sí? ¿Me veo y me siento mejor si me envuelvo el cuello con un pañuelo?

Puedes servirte de la regla del tres que proclama que jamás hay que mezclar más de tres colores en un mismo look. Quizá te ayude.


#5. Juega con tu ropa

Sé creativa, siéntete cómoda con tu ropa y ni se te ocurra gastar energía en obsesionarte por estar perfecta. Preocúpate de gustarte a ti misma, no de agradar a los demás. ¡Hay que relajarse, liberarse y jugar! ¡La moda hay que disfrutarla! 

Y es que la vida es mejor cuando vistes ropa que te gusta y cuando te sientes bien con las prendas que llevas.


#6. Compra con inteligencia

Cuando puedas, procura invertir en prendas de calidad. Te durarán mucho más.

No te mires la marca. Fíjate en los tejidos, los acabados... y si el interior de la prenda tiene tan buen aspecto como el de fuera, no dudes en que es una buena compra. Sin embargo, antes de adquirirla repasa mentalmente si conjunta con las prendas que tienes para evitar que luego se quede en el fondo de tu armario, literalmente.


#7. Invierte en zapatos de calidad

Lo recomendable sería que compraras tu calzado en una zapatería, evitando hacer fichajes en una tienda de ropa. Sumarán más puntos a tu look y tus pies lo agradecerán.


#8. Valora las piezas de tu armario

Debes cuidar tu ropa y tu calzado. No solo porque les alargarás la vida, sino que tus prendas se verán mejor y tu imagen también. Esto implica tener en cuenta el mantenimiento de cada pieza. Un jersey de chachemir, un pañuelo de seda, una bufanda de lana... requieren un trato especial.


#9. Invierte en un buen bolso

Un bolso nos acompaña a todas partes y a todas horas, así que vale la pena dedicar tiempo a escoger uno que te guste, se adapte a tus necesidades y a tu forma de vida.

Por ejemplo, yo busco que tengan bolsillos interiores y que tengan un cierre seguro. No me gustan los bolsos en los que la cremallera no cierra de lado a lado y que deja unos agujeros a los lados.


#10. Di sí a los básicos y a los clásicos

Son tus mejores aliados, configuran la base de tu armario y lo mejor: son atemporales y siempre funcionan. Así que no está de más tenerlos en cuenta más presentes y usarlos como un comodín, sobre todo, cuando tengas el famoso y temido dilema: "¿Qué me pongo?".


#11. Invierte en un sujetador adecuado a tu talla

El 80% de las mujeres lleva una talla incorrecta de sujetador, así que asegúrate que no seas una de ellas. Cómprate un buen sujetador que se ajuste a tu talla y se adapte a tu cuerpo como una segunda piel. Para saber si el que llevas es correcto: si te inclinas hacia delante, el sujetador debería quedar bien sujeto.

Es imprescindible tener en cuenta que a veces un sujetador puede marcar la diferencia en un look. Un buen sujetador estilizará tu busto y tu aspecto mejorará.


#12. Usa los estampados y las lentejuelas con moderación

Ni se te ocurra abusar de las prendas con lentejuelas y de las prendas estampadas, como las que imitan la piel de leopardo. Si abusas de una u otra opción, puedes parecer una hortera o un árbol de Navidad.


#13. Pendientes sí, a diario

Para mi madre, salir de casa sin pendientes es mucho peor que salir sin el móvil, porque se siente incompleta y los demás pueden notar que algo pasa, además de darse cuenta. En mi caso, alguna vez que he olvidado ponérmelos, después he estado inquieta todo el día.


#14. No subestimes el poder de los accesorios

Un "simple" reloj, un cinturón, una bufanda, unos zapatos... pueden aportar un plus a tu look. Añade un par de accesorios que sumen y no resten. Por ejemplo, un conjunto "sencillo" o monocromático puedes transformarlo tan solo con un collar vistoso.


#15. Queda prohibido descuidar tu imagen

Si te despreocupas de tu imagen, se verá afectado tu estilo y tu aspecto. Corres el riesgo de que no comuniques bien tu personalidad y proyectes un mensaje de ti incorrecto e incoherente. Cuida tu imagen siempre, aunque vayas a comprar el pan.

Pero lo que en realidad te estoy diciendo en este último punto es que tienes que cuidarte.

Las mujeres siempre tenemos mil cosas en la cabeza y a veces procuramos por todos los demás menos por nosotras mismas, a veces sin ser conscientes de ello. Así que echa el freno y piensa qué puedes hacer para ti, aunque sea algo súper simple.


Trabaja tu personalidad, realza tu propio estilo, alíate con tu cuerpo y busca el equilibrio.

Ahora es el momento de poner estos consejos en práctica. Observa qué es lo que funciona para ti, aplícalo de forma insistente y así irás trabajando y construyendo tu estilo.


¿Tienes algún consejo de estilo para compartir? ¿Quieres que amplíe alguno de estos puntos en un post? Te espero en los comentarios.

Foto: Pete Bellis

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Muchas gracias por leerme!

Espero tu opinión en los comentarios.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...